Diana y Cristian ¡Una boda al natural!

Portada » Diana y Cristian ¡Una boda al natural!

Todos queremos tener recuerdos que hagan reír, llorar, recordar esos momentos, con la sensación y satisfacción, con la que cualquiera que haya recibido un bonito regalo, disfruta y sonríe como un niño pequeño. Al natural.

Esa espontaneidad lo es todo. Tanto para nosotros, como fotógrafos de boda, como para Diana y Cristian en su día de sonrisas, carcajadas y cascadas de sentimientos vivos e intensos atrapados para siempre, sin el permiso del paso del tiempo.

Los familiares, amigos e invitados de Diana y Cristian, no nos dejaron indiferentes. Ya fuese por las despampanantes pamelas, a conjunto con los extravagantes y sofisticados vestidos, con los que las invitadas presumieron con la increíble soltura, estilismo y naturalidad, de quién los lleva puestos cada día de la semana, o por los distinguidos trajes que cada invitado lucía ese día, con la gracia única que define a cada uno de ellos, por sus gestos, abrazos, bromas y todo el cariño hacia la refrescante pareja de enamorados.

Después de una bonita balada de dos “sí quiero”, una unión sincera y muchos abrazos, en el Monasterio de Sant Cugat, nos trasladamos a una canción cañera de diversión y celebración, en el majestuoso castillo de La Baronía. Sin duda, el sitio perfecto que todo fanático del ‘dance’ debería pisar, por lo menos, una vez en su vida. ¿Y qué mejor que en el día de tu boda?

¡Pero no nos vayamos tan lejos! Hablemos pues, del banquete que tuvo lugar bajo la lluvia, en el que se requirió de conocimientos técnicos, artísticos y fotoperiodísticos, por parte de nuestro equipo fotográfico, para poder captar con exactitud y rapidez, los momentos más espontáneos y naturales de la boda.

No hay muchas noches como la del 25 de mayo. Para ser honestos, no hay ninguna igual. Fue un anochecer que se vivió, realmente, como si no hubiese un mañana. Se vivió de corazón. Lo que se desencadenó, a partir del baile nupcial de los novios, fue una innumerable cantidad de historias, risas y anécdotas, como la de las gloriosas hamburguesas de McDonald’s, en mitad de la noche. El mejor sustento para todo ser hambriento a las 0:00h y con ganas de bailar hasta el amanecer, en la espectacular y teatral pista de baile de La Baronía.

Sin duda, Diana y Cristian supieron ir al compás de su boda y, nada más y nada menos que… Al natural.

Open chat
Hola 👋🏻
¿Cómo puedo ayudarte?
Powered by